10/09/18 :: Por FM NUEVA 98.7
LA MINISTRA DE SALUD DE ENTRE RÍOS SOÑIA VELAZQUEZ HABLÓ DEL COMPROMISO DEL GOBERNADOR GUSTAVO BORDET CON LA SALUD PUBLICA LUEGO QUE MACRI ELIMINÓ LA CARTERA A NIVEL NACIONAL

La ministra de Salud de la provincia, Licenciada Sonia Velázquez, sostuvo que el cambio de rango del Ministerio de Salud de la Nación a Secretaría lesiona porque es una decisión política muy fuerte y es un retroceso aunque admitió que no hay precisiones y los ministros provinciales están  convocados a una reunión con el gobierno nacional para el lunes 17 de septiembre para informar cual será el la orgánica de la gestión nacional desde donde aportara a la salud de la población. .
 
 De todos modos, marcó que “ya se venían dando claras señales de retirada en cuanto a la responsabilidad legal y en cuanto a los recursos, el abandono de programas como Incluir Salud o Remediar de los cuales la provincia continúa haciéndose cargo con una erogación de unos 12 millones de pesos. Ante esto, señaló que “en 2018 hemos tenido que absorber responsabilidades que no estaban planificadas, sumado al impacto de este modelo social y económico y la paridad cambiaria que nos impacta de lleno porque hay insumos que se cotizan a valor dólar”.
 
En tal sentido, reveló que “hubo proveedores que no entregaron insumos o mercadería”. También mencionó que se resintió la provisión de vacunas contra la meningitis e hizo referencia a la situación de los despidos en el área de Salud Mental. En este contexto, sostuvo que “el gobernador tomo la decisión de fortalecer todas las partidas presupuestarias, quizás resignar algún plan de otro tipo de inversión, y la ampliación de partidas para sostener la marcha y la atención de los hospitales”. “Estamos erogando 85 millones de pesos mensuales para sustentar los 65 hospitales de la provincia”, detalló.
 
En declaraciones al programa “Índice de Noticias” que se emite los sábados en FM Nueva 98.7  la Ministra de Salud de  Entre Ríos explicó el compromiso  del gobernador Gustavo Bordet y destacó los aportes genuinos que la provincia realiza con un alto nivel de responsabilidad:  “el Ministerio de Salud de la Nación ya venía dando claras señales de retirada en cuanto a la quita cobertura de recursos presupuestarios que tuvieron muchísimo impacto en nuestra red de salud provincial. Programas históricos como el Incluir Salud, el Remediar, el refuerzo nutricional de la leche para embarazadas y niños, se habían sacado de la órbita del Ministerio de Salud de la Nación y en forma paulatina la provincia se tuvo que hacer cargo de los recursos que antes llegaban desde Nación, sumado a una deuda bastante millonaria con la unidad de gestión provincial del programa
Incluir Salud que seguimos sustentando y la deuda que sostiene la Agencia Nacional de Discapacidad con las instituciones y prestaciones”.
 
 
Al respecto, describió: “Se venían dando claras señales de retirada en cuanto
a la responsabilidad legal, en cuanto a los recursos, porque hay normativas nacionales y leyes que indican que la Nación debe hacerse cargo del calendario de vacunación de todas las provincias; hay una ley de discapacidad que establece que el Estado nación
al es garante de las políticas públicas, y desde la gobernanza da nivel de soberanía sanitaria que tiene que ver que el ministerio de salud nos marque a las provincias la rectoría y las directrices sanitarias, tanto de estrategias de salud como en el acompañamiento en campañas de prevención, incluso para acordar normativas unificadas como puede ser una ley d emergencia para determinado componente, salud en frontera, epidemias, pandemias”.
 
“Necesitamos la soberanía sanitaria que marca al rectoría nacional y tiene que ser con el orden jurídico de un Ministerio de salud. Desde el año 49 esta instituido y salvo dos gobiernos de facto los gobiernos democráticos lo sostuvieron como jerarquía institucional al Ministerio de Salud de la Nación”, sentenció.
 
En cuanto a la inversión que implica el abandono de estos programas por parte del gobierno nacional,
La máxima autoridad en la cartera de salud de la provincia, Soña Velásquez, indicó  que “para suplir todos los componentes de Incluir Salud erogamos mensualmente 12 millones de pesos para cubrir las prestaciones como atención de diálisis, tratamientos oncológicos, sumado a drogas oncológicas para sustentar el banco provincial o realizar trasplantes que también son millonarios y para los cuales se debe transferir el dinero para poder realizar a otros hospitales nacionales”.
 
Aseveró que “todo eso ha sido paulatino y por más que el año pasado se autorizó la ley de leyes a nivel provincial, en 2018 hemos tenido que absorber responsabilidades que no estaban planificadas, sumado al impacto de este modelo social y económico y la paridad cambiaria que nos impacta de lleno porque hay insumos que se cotizan a valor dólar” y reveló que “se hizo un presupuesto con un valor del dólar en 2017 y ya la semana pasada hubo proveedores que no entregaron insumos o mercadería”.
 
En este contexto, sostuvo que “el gobernador tomo la decisión de fortalecer todas las partidas presupuestarias, quizás resignar algún plan de otro tipo de inversión y tomar la decisión política de sustentar la ampliación de partidas para sostener la marcha y la atención de los hospitales”. “Estamos erogando 85 millones de pesos mensuales para sustentar los 65 hospitales de la provincia, sumado al incremento de las tarifas eléctricas para lo cual hubo que derogar 32 millones de pesos más”, detalló.
“A esto se suma el hecho de tener que absorber parte de la seguridad social, como Pami y el IOSPER. En eso también tuvimos que hacer un plan de contingencia para que nos encontrara ordenados y con un planteo muy puntilloso trabajando con una racionalización de los recursos, sin recortar ni resentir ningún derecho esencial de los ciudadanos entrerrianos”, destacó.
 
En tanto, informó que “se está al día con los proveedores, no hay cesación de pagos y las partidas para los hospitales están al día, pero es una situación bastante compleja pa
ra todos” y aseguró que “no se paró la atención porque se previó la cuestión del stock, fortaleciendo incluso insumos entre los hospitales y la semana pasada fue preocupante por las complicaciones en la entrega de mercadería y el retiro de ofertas ya presentadas”.
Vacunas
Al respecto, la ministra sostuvo que “la de meningitis está resentida en cantidad a nivel nacional, lo que se comenzó a advertir hace dos meses y se planteó en el último Consejo Federal de Salud para que se licitaran con algún mecanismo legal porque la provisión de vacunas es una obligatoriedad exclusiva y excluyente del gobierno nacional y se resintió la provisión para el grupo etario de 11 años”.
 
“Se nos mandó una determinada dosis a las provincias que no alcanzan para cubrir a la población, y por ello se tomó el recaudo de priorizar a los niños de los grupos de mayor riesgo y se pospuso la aplicabilidad de esta vacuna en el grupo etario de 11 años”, reconoció.
 
“Esto es de alto riesgo en cuanto a ver el panorama de lo que se presenta. Las razones que nos dio el entonces ministro fueron de logística, de partidas, de paralización en la aduana y demás y no fueron convincentes en el marco de la responsabilidad que nos cabe cuando administramos recursos públicos referidos a brindar garantía en la salud”, reflexionó.
 
Salud Mental
Respecto de los despidos que se produjeron en el área de Salud Mental aseguró que desde el Ministerio de Salud provincial “se intermedió por todos los medios y canales, es un tema que resiente nuestros equipos de salud, porque nuestros recursos humanos eran muy calificados”.
“Los convenios se hacían directamente entre el Ministerio de Salud de la Nación y las Universidades, y se planteó que se harán cargo de regularizar la deuda hasta 2018 y que después será responsabilidad de la provincia. Tenemos una ley de financiamiento ordenado que impide crear nuevos cargos por lo cual estamos en una situación compleja con ciertas atribuciones que se le derivan a la provincia pero tenemos marcos normativos que estamos siendo muy cautelosos y tratando de administrar con mucha  racionalidad”, explicitó.
“Hay situaciones que son difíciles cuando se resiente la atención de la población y no estamos pudiendo cumplimentar la estrategia sanitaria de un abordaje integral que tanto nos costó trabajar y cumplimentar haciéndonos eco de la ley nacional de Salud Mental. Pero se han hecho todas las intermediaciones y se trabaja en este tema”, concluyó.-